Iglesia Visión de Futuro

Convención Mujeres Que Brillan 2017- Rafaela

El domingo 06 de agosto a partir de las 14hs en el Coliseo de Ben Hur, Rafaela, se llevó a cabo la convención regional de Mujeres virtuosas “Mujeres que brillan”.

Se dieron cita más de 1500 mujeres de las diferentes localidades del Centro Regional. Bajo un clima de fiesta y alegría se proclamó la poderosa Palabra del Señor instruyendo, exhortando y motivando a las presentes a brillar en diferentes áreas.

Identificadas con porras y globos de colores, alabaron y glorificaron el nombre de Jesús junto al equipo de alabanza. Un tiempo poderoso de acción de gracias y exaltación a nuestro Dios!

Una de las oradoras invitadas fue la Coordinadora del Centro Regional Entre Ríos, Sra Paola Modini, quién incentivó a las damas a brillar mediante la fidelidad a Dios. Relatando un testimonio de su vida personal logró captar y cautivar la atención del auditorio, orando luego para que cada una de las presentes alcance esta cualidad tan preciada para estos tiempos.

Por su parte, la Sra Susana Rossini, Coordinadora del Centro Regional Rosario, con el ahínco y la vehemencia que la caracteriza, ministró profundamente al ser interior. La gloriosa presencia del Señor movilizó a las damas a levantarse de la condición actual y poder brillar y ser luz.

La Pastora Carla Duarte, Coordinadora del Centro Regional Rafaela, desafió a las mujeres que asistían por primera vez a tener un encuentro personal con Jesucristo y a ser “faros encendidos para esta sociedad”.  ¡190 mujeres le dijeron sí a Jesús esa maravillosa tarde!

Además de la Palabra, la comunión y la koinonía se vivieron momentos de alegría y regocijo,  y al son de la música, se tomó un tiempo para hacer ejercicios y distender el cuerpo. También hubo un momento especial donde diferentes líderes de la iglesia compartieron “Cómo brillar en diferentes ámbitos y circunstancias”: en la enfermedad, en el trabajo y a través de la profesión.

Como corona de la tarde la Pastora Principal de la iglesia, la Sra Alejandra Cabrera, enseñó a las damas acerca de tres premisas que opacan el brillo en las mujeres: sentirse bien, verse bien y poseer bienes materiales, y cómo estos principios que operan en el mundo, lo único que hacen es hacer que la mujer se sienta más insatisfecha, vacía y alejada del verdadero propósito: brillar para Dios. Incentivó a las damas a buscar la real plenitud en la Palabra y en la presencia de Dios. Para concluir este tiempo elevó una oración poderosa que ministró libertad y liberación en el auditorio. Libertad sobre la pobreza, sobre el pecado, y sobre el ocultismo. La manifestación del Espíritu Santo operó en el corazón de cada mujer y se percibió la libertad al estar en la casa de Dios!

Alabanza y honor al Único que es digno de recibirla, el Rey de Reyes y Señor de Señores: Jesucristo de Nazareth.

Galería fotográfica