Iglesia Visión de Futuro

Escuela Kids julio 2017

“Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón,…; y a tu prójimo como a ti mismo”. Lucas 10:27

Uno más ayudando al prójimo

Lectura bíblica: Lucas 10:25-37

Un nuevo mes donde estamos declarando como Iglesia: Unidos unos a otros , con uno más aceptando y ayudando al prójimo. Ser solidario es un valor que nos mueve a comprometernos y a ayudar con las necesidades y dolor de nuestros semejantes. Actuamos así cuando sentimos compasión por el dolor ajeno y nos movemos a ayudar a los demás, sintiendo sus necesidades como si fueran las de nosotros mismos. Hoy, a través de la parábola que nos dejó Jesús, sabremos quién es nuestro prójimo y cómo amarlo.

El amor a Dios se demuestra en mí cuando amo a otros. Al final de la clase de hoy los niños podrán hacer una comparación entre los personajes de la parábola y las personas de su ciudad o pueblo y pensarán cómo puede ser “buenos samaritanos” en la vida diaria.

La vida cristiana es una vida práctica. Somos llamados a amar a Dios y también a nuestro prójimo. Muchas veces damos más importancia al amor hacia Dios, pero nos olvidamos de recalcar el amor hacia los demás. El amor de Dios no vale si no amamos a la gente, aun a aquellos que son muy diferentes a nosotros.

Hoy, al dar la clase lleve a los niños desde lo que ven a diario y luego a la parábola de hoy. Ir a algo nuevo que quiera enseñarles. Por ejemplo, en cada ciudad o pueblo del mundo, encontramos personas condiciones  lamentables, viviendo en situaciones inhumanas. Niños viviendo en la calle, drogadictos, personas con problemas mentales (que deberían estar en algún hospital recibiendo ayuda, pero por alguna razón no es así), delincuentes, vagabundos, alcohólicos, etcétera. Es muy triste pensar en esas personas. Generalmente, no queremos tener ningún contacto con ellos, porque nos da miedo que ellos vayan a robarnos o hacernos daño.

Con anticipación, recorte láminas (de revistas y/o la prensa) de personas que vería en la calle de su ciudad o pueblo o si dispone de pantalla, páselas.  Recorte láminas de personas “comunes” y de personas “diferentes”.

Muestre a los niños las láminas. Pregúnteles cómo reaccionarían si se encontraran personas así en la calle. Haga una lista de sus reacciones. Es importante ayudarles a darse cuenta de que la reacción frente a una persona bien vestida, es generalmente diferente a la reacción frente a un niño o alguna persona de la calle que no está bien vestida. Dé tiempo para que expliquen sus reacciones.

Según la edad del grupo, narra o lee la parábola: Confecciona títeres con cada personaje y vive la historia de hoy: Aquí te pasamos una idea de cómo hacerlo.

‘Una persona… (empieza a mover al viajero) … estaba viajando desde Jerusalén a Jericó… (señala a las dos ciudades)… cuando unos ladrones… (saca los ladrones de las rocas y hazlos cruzar el camino del viajero)… le atacaron… y le lastimaron… y le quitaron todo lo que tenía… y le dejaron al lado del camino medio muerto (coloca los ladrones en la caja y pon el viajero boca abajo, al lado del camino). Un gran sacerdote del Templo de Jerusalén estaba pasando por el camino. (Saca el sacerdote de la caja y muévelo lentamente desde Jerusalén hacia a Jericó), cuando vio al viajero… (haz parar al sacerdote un momento)… se pasó al otro lado del camino (mueve el sacerdote al otro lado del camino hasta que pase al viajero y luego sigue caminando por el centro hasta Jericó). También pasó por aquel camino, un levita, una persona que trabajaba en el Templo (haz caminar al levita desde Jerusalén). Cuando vio al viajero lastimado… (hazlo parar un momento)… él también se pasó al otro lado del camino (haz el mismo movimiento que hizo con el sacerdote). Pero un samaritano… (saca el samaritano de la caja y hágalo mover desde Jerusalén hacia Jericó)… alguien que ni era del mismo país… llegó donde el viajero (pausa). Y cuando vio al viajero tuvo compasión… (pausa)… y se dirigió hacia él (muévelo hacia el viajero). Le puso medicina, curó sus heridas y lo llevó en su burro… (cubre al viajero con el dibujo del samaritano ayudando al viajero herido)… a una posada… (mueve el dibujo hacia Jericó). Allí se quedó con él toda la noche. Le dijo al dueño de la posada que el viajero debería quedarse hasta que todas sus heridas se curaran y que él pagaría todo (pausa, en silencio, un momento). ¿Cuál de estos tres… (pon el sacerdote, el levita, el samaritano y los ladrones en una fila)… fue el buen vecino quien ayudó a la persona herida, robada y tirada al lado del camino para morir?’

Adaptado al nivel que tengas en la clase haz ver a cada alumno que vivimos en un mundo de comodidad, pero que el discipulado que Jesús ofrece es costoso, pero si entienden  los principios de la enseñanza de hoy podrán construir su vida sobre bases firmes. Hacer ver que los ladrones, no eran los únicos malos de la historia. El fariseo, orgulloso de su religión, demostró que una religión sin hechos no sirve para nada (el ser cristiano no sirve tampoco si no estamos viviendo lo que decimos). El levita, ministro oficial de los judíos, se conformaba con predicar la Palabra de Dios pero sin tocar a un herido (así no es el mensaje ni del Antiguo Testamento, ni del Nuevo Testamento).

Fue el samaritano, enemigo por generaciones de los judíos, uno menospreciado por su lugar de nacimiento, quien tuvo el valor y el amor a su prójimo para ayudar y realmente salvar al herido. Jesús fue muy claro al hacernos saber quién de los tres fue el buen vecino. Durante el tiempo de la conclusión puede hacer unas preguntas para iniciar un diálogo con los niños. ¿Con quién de la parábola se identifican? ¿Por qué? ¿Cómo pueden ellos ser como el buen samaritano? ¿Hay alguna persona en su colegio o vecindad que es menospreciado y no respetado a quien pueda ayudar? ¿Qué es lo que Jesucristo pide de sus discípulos? ¿Podemos ser Sus discípulos si reaccionamos como el fariseo o el levita. La verdad es que necesitan pedir la ayuda del Espíritu Santo para ser transformados. Usted como maestro puede ayudarles a aclarar los conceptos pero realmente sólo van a cambiar cuando ellos mismos tomen una decisión propia y guiada por el Espíritu.

Proclamo: Soy uno + que ayuda al prójimo

Actividad:  Completo el crucigrama

Otras actividades!

Laberinto

Historias para pintar!

 

 

_______________________________________

Domingo 9 de julio

“Si alguno dice que ama a Dios y odia a su hermano, es un mentiroso. Porque si no ama a su hermano a quien puede ver, mucho menos va a amar a Dios a quien no puede ver”.  1 Juan 4:20 (Palabra de Dios para todos)

David perdona a Saúl

Lectura bíblica: 1 Samuel 24:1-12

Palabras para el maestro kids:

A través de esta clase le enseñaremos a cada niño acerca del perdón. Tomaremos el ejemplo de David, cómo perdonó a aquel que quería su muerte. Pero aún hay más, entenderemos que el mensaje de la Cruz es el perdón. Jesús perdonó a quienes lo llevaron a la muerte. Por eso nosotros debemos perdonar porque Él es nuestro ejemplo.

Para poder estar unidos es importante poder perdonar. También poder llevarse lo mejor posible con todos los que nos rodean. ¿Oíste hablar de la palabra convivir? Es el acto de saber vivir en buena armonía con quienes nos rodean, sea nuestro hogar, barrio, colegio, iglesia, trabajo o cualquier lugar donde nos toque estar. Hoy veremos cómo David, teniendo la oportunidad de vengarse de Saúl, no lo hizo porque decidió perdonar, entendiendo por sobre todo que era el ungido de Dios. ¡Ejemplo a seguir!

Leer la lectura o dramatizarla según la edad.

Saúl estaba obsesionado con matar a David y había querido usar a sus hijos Jonatán y Mical para que traicionaran a David, pero no lo consiguió. David huyó al desierto y allí se juntó con un montón de hombres y formó un ejército. David ya había sido ungido rey por Samuel para reemplazar a Saúl.

Saúl estaba guerreando contra los enemigos de Israel y se enteró que David estaba en el desierto por lo que se apuró con la intención de matarle.  Se hizo de noche y se escondió en una cueva y no sabía que en esa cueva estaba David y sus hombres. Los hombres que estaban con David querían que David aproveche y mate a Saúl, a lo cual él se negó.  (Lee nuevamente esta porción de la lectura bíblica) David entendía que Saúl era el ungido de Dios y no iba a hacerle daño por eso no se dejó llevar por la bronca de los demás

¿Cuántas veces frente a las situaciones dolorosas que vivimos deseamos vengarnos? o ¿perdonamos? Dios está buscando que tengamos un corazón perdonador y le dejemos a Él que haga justicia. Jesús en la Cruz nos perdonó y nosotros tenemos que perdonar, y aunque sea difícil, Dios nos ayudará.

Proclamo: Soy uno + que perdona para vivir en unidad

Actividad: Encuentro el camino

 

 

 

Domingo 16 de julio 2017

“… y él comenzó a hablarles: ‘Hoy se cumple esta Escritura en presencia de ustedes’” (Lucas 4:20b-21 – NVI).
Eres mi Dios: Tus promesas

Lectura bíblica: Lucas 4:16-21

Las personas hacen promesas todos los días. A veces damos algo a la otra persona como símbolo de nuestra promesa, otras veces firmamos un papel, en otras ocasiones damos nuestra palabra a la otra persona indicando que vamos a hacer algo. Cuando un hombre y una mujer se casan, usualmente se hacen promesas el uno al otro. Entonces intercambian anillos como símbolo de esa promesa. La gente hace promesas todos los días. ¿Cumplen sus promesas siempre? Algunas personas no lo hacen. Dios hace promesas también. La Biblia está llena de las promesas de Dios y hoy conoceremos algunas de ellas. La canción de hoy nos enseña que Dios siempre cumple Sus promesas y nunca nos falla.

En San Lucas 4:1-5 Jesús fue tentado por el diablo pero venció cada una de esas tentaciones con la Palabra. En el día de reposo (el sábado) Jesús entró a la sinagoga (templo) y comenzó a leer las Sagradas Escrituras en Isaías 61:11,2 (Haz carteles con cada promesa que Dios nos dio a través de Jesús y cómo se cumplieron con Su venida. Cada una de estas promesas se cumplirían en el ministerio de Jesús y hoy cada uno de nosotros podemos dar fe de esto.

Pensemos ¿qué vino a hacer Jesús a este mundo?

Jesús fue a la sinagoga del pueblo judío (lugar de adoración a Dios, que los cristianos llamamos iglesia), se acercó a la parte delantera a leer algunos versículos de la Biblia. Luego dijo que lo que acababa de leer se había cumplido. ¿Qué significa que algo se ha cumplido? Si algo se ha cumplido significa que ya ocurrió. Jesús estaba diciendo que la parte de la Biblia que acaba de leer estaba ocurriendo justo en Él; que esa parte de la Biblia fue escrita acerca de Él. En el Antiguo Testamento, hay un montón de cosas que la gente escribió acerca de Jesús antes de que Él naciera. Llamamos a esas “profecías”. ¿Sabes lo que es una profecía?
Una profecía en la Biblia es algo que Dios nos dice acerca del futuro. Dios sabía todo lo que Jesús iba a hacer y así se lo dijo a la gente mucho tiempo antes. Por eso, se supone que la gente debería haberse dado cuenta que Jesús era el Salvador. Cuando vieron a Jesús haciendo todas las cosas que las profecías decían que iba a hacer, entonces deberían haber sido capaces de saber que Jesús es el Salvador.

Esta profecía dice que el Salvador iba a predicar a los pobres. ¿Alguna vez Jesús predicó a la gente pobre?

También dice que el Salvador iba a dejar que los presos en libertad.

Jesús nunca dejó presos en la cárcel, los hizo libres del infierno. También nos ha liberado del poder del pecado. No tenemos que pecar y hacer cosas malas más, porque Jesús nos ha liberado de eso.

La profecía también dice que Jesús iba a curar a los ciegos. ¿Alguna vez Jesús sanó a los ciegos para que pudieran ver de nuevo? Sí, lo hizo y lo hace hoy.

Jesús también nos cura de nuestra ceguera. Nuestros ojos no están ciegos, pero a veces nuestras mentes y corazones no pueden ver la verdad. Cuando creemos en Jesús, Él abre nuestros corazones y mentes para que podamos ver la verdad sobre Dios y sobre la forma en que se supone que vivimos.

Debido a lo que Jesús hizo – predicar a los pobres, liberar del poder del pecado y de tener que ir al infierno, curar a los ciegos y para que pudiéramos ver la verdad – sabemos que Él es el Salvador, al igual que la profecía lo dice.

 

Jesús hizo todo a través del poder del Espíritu Santo. El Espíritu Santo le dio poder a Jesús de hacer todas las cosas que Él hizo, al igual que la profecía dice: “El Espíritu del Señor está sobre mí…”.
Hoy creemos que cada promesa es verdad y si no se cumplió todavía, se cumplirá.

 

[Comparte -como maestro- algún testimonio de promesas que Dios te dio y como se cumplieron].

 

Proclamo: Soy uno más que creo a las promesas de Dios.

Actividad: Pinto

 

 

 

 

Domingo 23 de julio

“Tu pueblo será mi pueblo, y tu Dios será mi Dios”.

Rut 1:16

Rut, la amiga fiel

Lectura bíblica: Rut 1:1-16

Seguimos en este mes en que estamos declarando que “estamos unidos unos a otros” y en el que el pasado jueves 20 celebramos el “día del amigo”. La amistad es una de las formas más grandes del amor. Nace entre dos personas, crece y se fortalece con el trato. Conoceremos a Rut, una joven que mostró amistad y fidelidad renunciando a su propia comodidad con tal de no dejar sola a su suegra Noemí.

Conociendo la historia de Ruth

Una mujer llamada Noemí y su esposo vivían en Belén. No había suficiente comida y se mudaron a la tierra de Moab. Allí sus dos hijos se casaron. Rut y Orfa eran los nombres de las esposas. Pasaron unos años y murieron el esposo de Noemí y sus dos hijos. Quedaron Noemí y sus dos nueras. Noemí escuchó que la gente de su pueblo, Belén, estaban sobreviviendo; entonces decidió regresar a Belén. Orfa y Rut rogaron a Noemí que les permitiera ir con ella a Belén. Finalmente, Orfa decidió regresar a su casa. Pero Rut le dijo a Noemí que ella quería vivir con ella. Rut dejó todo para seguir a Noemí. Rut y Noemí viajaron a Belén. Cuando llegaron, la gente del pueblo se emocionó. Estaban contentos de verlas. Un día, Rut le dijo a Noemí que iba ir a el campo para recoger las espigas que dejaban los segadores para obtener pan de comer. Fue al campo de Booz. Ella no sabía que el campo le pertenecía a Booz y que era pariente de Noemí. Con paciencia junto las espigas. Los trabajadores eran buenos y la dejaron juntar espigas. Después Booz la vio y le dijo a sus trabajadores que le dejaran bastantes espigas. Booz habló con Rut y le pidió que no fuera a ningún otro lado, que él le ayudaría con todas sus necesidades. Cuando Noemí vio cuantas espigas llevaba Rut, quedó muy contenta. Noemí sabía que Dios estaba con ellas. Después, Noemí se dio cuenta de que el campo era de Booz. Noemí estaba muy contenta. En aquellos días, una viuda como Rut, podía casarse con un pariente y quedarse con el nombre de la familia y con la propiedad de su esposo. Noemí sabía que Booz era el hombre indicado. Noemí tenía un plan: le pidió a Rut que se pusiera la mejor ropa y se fijara donde se acostaba Booz. Rut hizo todo lo que Noemí le pidió. Cuando Booz despertó y encontró a Rut sentada a los pies donde él dormía. Booz le dijo que se casaría con ella. Primero, Booz tenía que hablar con otro pariente más cercano. En esa cultura, el pariente más cercano tenía la primera oportunidad de casarse con la viuda de un pariente. En la mañana, Booz fue con el pariente y le preguntó si quería casarse con Rut y tomar su tierra. El hombre le respondió que no quería casarse con ella. Como señal que rendía su derecho, el hombre se quitó la sandalia y se la dio a Booz, y él se puso muy contento. Booz le dijo al grupo que se casaría con Rut. Después, tuvieron un hijo al que llamaron Obed. Obed llegó a ser el abuelo del rey David. Vemos como nuestra fidelidad trae mucho fruto. Piensa por un momento: de estas personas viene Jesús; ellos fueron sus antepasados.

  • Ora por los niños y pre para que en ellos se desarrolle la fidelidad a Dios y entre sus pares.

Proclamo: Soy uno + más que doy mi amistad.

Actividad: Subrayo con rojo las acciones correctas y con negro tacho las incorrectas

+ Mandar un wasap para decirle lo importante que es

+ Pelear por algo que no están de acuerdo

+ Dar un bueno consejo

+ Orar por sus necesidades

+ Escoger malas compañías

+ Perdonarse después de pelear

Actividad para el verso de memoria

Que los niños inventen un canto estilo “rap” usando el verso de hoy.

Pida a los niños que hagan la silueta de sus zapatos y escriban el verso de memoria en el zapato.

Traiga una valija. Hable acerca de las cosas que se necesitan para viajar. Luego hable de cómo Noemí y Rut viajaron. Pida a los niños que repasen la historia y que hagan como que están viajando.

¡Otras actividades!

 


Domingo 30 de julio

“Y la multitud de los que había creído era de un corazón y un alma” Hechos 4:32

La iglesia: la familia de Dios

Lectura bíblica: Hechos 2:38-47; 4:32-37

Dios tiene en la Tierra una gran familia llamada la iglesia. Está formada por todos los creyente del mundo entero. Todos tenemos padres, tíos, abuelos, primos y en diferentes ocasiones o para fechas especiales nos reunimos para compartir. Todos los que creemos en Jesús pertenecemos a la familia de Dios y por eso nos reunimos regularmente para celebrar que tenemos un buen Padre y que somos Sus hijos amados gracias a lo que hizo Jesús en la cruz por nosotros.

Para pensar: Cuando leemos el libro de Los Hechos (sobre todo los primeros capítulos como hoy), vemos que tenemos mucho por aprender acerca de la vida en familia y de la vida como miembros de la familia de Dios. Este mes de julio declaramos que estamos unidos ayudándonos los unos a los otros y ayudando al prójimo, y nuestro prójimo más cercano es nuestra familia. No fuimos creados para estar solos y estar unidos es la tarea que Jesús nos dejó y por la cual oró. ¿Por qué habrá orado antes de irse al cielo? [Medita en San Juan 17 como líder y maestro kids]. Porque Jesús sabía quizás que no era una tarea fácil, pero que con la ayuda del Espíritu Santo se puede lograr. Tenemos que estar unidos en las buenas como en las malas y tomar todos los principios que veremos hoy en esta clase.

 

Comienza la clase preguntando: ¿Por qué vinieron hoy a la casa de Dios? [Guía a una reflexión sobre lo que vienen a hacer cada domingo en la casa de Dios: aprender más de la Biblia, orar y estar junto a otros miembros de la Familia de Dios]. Todos pertenecemos a una familia. [Pregúntales sus apellidos, cómo está su familia; pide que comenten si su familia vive junta, quiénes las integran. Puedes llevar a modo de ilustración fotos de tu familia y aun de la familia espiritual, de nuestros Pastores Principales, de los Coordinadores, etc.]. Cuando una familia no se encuentra unida, se desintegra, se deshace y esto es muy triste y a Dios no le agrada. Dios quiere que nos mantengamos siempre juntos y unidos. La Iglesia también es una familia, con muchos miembros. Como familia necesitamos mantenernos unidos para crecer. Veamos lo que caracterizó a los primeros cristianos:

La enseñanza de los apóstoles.

Compartieron unos con otros.

Estaban juntos compartiendo sus cosas, comían juntos velando por las necesidades de los demás.

Oraron juntos.

Al revisar estos puntos, aprenderán que como iglesia debemos estar juntos en diferentes actividades como: Estudiar la Biblia, compartir, hacer diversas actividades juntos, Preocuparse por las necesidades de los demás, orar. [Si es posible, muestra láminas que ilustren la vida de la iglesia).

 

Proclamo: Soy uno + que agradece por la familia de Dios.

Encuentro las palabras en la sopa de letras

 

 

 

Actividad: ¡¡¡Encuentro las diferencias!!!

Subrayo la respuesta correcta