Iglesia Visión de Futuro

Comentario Células kids marzo 2018

Lunes 5 de marzo

JESÚS ES NUESTRO CAMINO A DIOS
Lectura bíblica: Hebreos1:1-3; 8:1-13; 9:21.
Versículo para memorizar: “Porque esto es lo que Dios dice de Él: Tú eres sacerdote para siempre, de la misma clase que Melquisedec”.
Hebreos 7:17 (Dios Habla Hoy)

Objetivos que el niño y preadolescente:
• Descubra: Jesús es el camino al Padre.
• Crea: Jesús es nuestro sumo sacerdote, quien intercede por nosotros.
• Ore: Acercarnos día a día al Señor con un corazón abierto.

En este mes estudiaremos a Jesús como gran sumo sacerdote, para entender Su obra en la Cruz y Su función como nuestro intercesor delante de Dios.
• El Hijo marcó la historia.
• Jesús nació y hubo un antes y un después.
• Gobernó el universo como Mediador debajo del Padre.
¿Por qué Jesús cuando nació y murió marcó la historia? [Dejar que ellos respondan]. Ya sabemos que Dios envió a Su Hijo Jesús con un propósito a la Tierra, nacer y luego morir en la Cruz por cada uno de nosotros y establecer un nuevo pacto con Su pueblo (nosotros), entregando a Su Hijo como ofrenda. Como ya antes hemos podido ver (en las lecciones anteriores), el sumo sacerdote era el mediador entre Dios y el pueblo. Primero, él debía santificarse y luego interceder por los pecados del pueblo para que Dios perdone y los limpie.
Un pacto es un acuerdo entre dos o más personas que obligan a cumplir las condiciones establecidas. Hoy vivimos bajo un nuevo pacto, ¡y qué bueno! Porque podemos presentarnos delante de Dios sin ningún temor, culpabilidad, vergüenza y sin impedimentos. Tan solo debes seguir a Jesús y vivir en santidad día a día. El nuevo pacto es: “Él será nuestro Dios y nosotros su pueblo”. Ahora Jesús es nuestro sumo sacerdote, que está sentado a la derecha del trono de Dios (Hebreos 8:1); Quien nos perdona todos nuestros pecados y nunca más se acordará de ellos (Hebreos 8:12).
Jesús, el camino al Padre. Él le dio a Su Hijo plena libertad para gobernar, dirigir, poder y autoridad. Todo lo que ha pasado, lo bueno y malo, siempre estuvo bajo el control de Jesús, a Él nada se le pasa por alto.
• El Hijo es el resplandor de la gloria de Dios.
• Él vino para alumbrarnos.
• Por Él nuestros pecados son perdonados.

En el pasado, Dios habló de muchas maneras a través de los profetas (en visiones, sueños y aún cara a cara y les fue revelando poco a poco Sus planes. Pero ahora, en estos últimos tiempos nos ha hablado a través de Su Hijo. Dios creó el universo por medio de Su Hijo y lo hizo dueño de todas las cosas. Jesús es el resplandor de la gloria de Dios. Vino a este mundo para traernos luz, guiarnos y atraernos a Su camino que nos llena de paz y mucho gozo. Ya no debes andar por caminos equivocados, oscuros, feos, que solo te llevan a hacer lo malo y el final es muerte segura. Su luz, Su gloria y Su presencia llena tu vida y te limpia de todo pecado y maldad, haciéndote una nueva personita llena de Su amor. Recuerda: Jesús se entregó como ofrenda y así nos libró de la esclavitud del pecado. Tomó el lugar de ser nuestro sumo sacerdote porque el sacrificio ya fue hecho por Él y es para siempre. Solo debemos ir a Jesús para que interceda por nosotros y así poder llevar una vida en santidad. “Porque esto es lo que Dios dice de Él: Tú eres sacerdote para siempre, de la misma clase que Melquisedec” (Hebreos 7:17).

Conclusión: El gran sacerdote que intercede por nosotros: Jesús. Él es todo lo que necesitamos; busquemoslo con todo nuestro corazón.
Oración: Que podamos acercarnos cada día más a Dios.
Acción: Niño: Armar el rompecabezas que recibirás en la Célula.

 

Lunes 12 de marzo

UN GRAN SACERDOTE

Lectura bíblica: Hebreos 7.
Versículo para memorizar: “Allí sirve como ministro en el tabernáculo del
cielo, el verdadero lugar de adoración construido por el Señor y no por manos
humanas”. Hebreos 8:2 (Nueva Traducción Viviente)
Objetivos que el niño y preadolescente:
 Descubra: Jesús el único y mejor sacerdote.
 Crea: Él ora continuamente por nosotros, ante el Padre.
 Ore: Que ofrendamos todo nuestro ser a Él.
Introducción: El camino que Jesús nos abrió es nuevo, porque nunca se
termina porque Él es un gran sacerdote, el único que intercede por nosotros
ante el Padre.
1- Los títulos aplicados a Jesús.
A- Mesías, Salvador, Hijo de Dios, Hijo del Hombre, Amigo de
pecadores, etc.

Quizás te has preguntado algunas veces ¿por qué tantos nombres para Jesús?,
no entiendo… ¿Y a ti, cuántos nombres te pusieron tus padres? A veces pasa
que también te llaman con un sobrenombre o un apodo, por ejemplo: Gringo,
Lito (y te llamas Carlitos), si te llamas Jonatán, te dicen Joni; Marianela, Mari;
grandote, flaco, mi chiquito, príncipe, princesa; el hijo de o la hija de tal
persona, etc. Sigues siendo la misma personita y tu nombre no varía, sigues
teniendo el mismo nombre; como Jesús, por ejemplo, Mesías, significa:
“Ungido”, podemos decir, El Ungido de Dios, Hijo de Dios, Salvador. No solo
vino a esta Tierra para sanar a los enfermos y hacer muchos milagros, sino
para morir en la Cruz por nuestros pecados. Sabemos que Jesús enseñaba y
amaba mucho a las personas, es decir pasaba tiempo con ellas, era Amigo de
pecadores, aunque era santo y puro, amaba a todos por igual y nunca se apartó
de ellos; todo lo contrario, se acercaba cada vez más así se hacía conocer, para

que cada vida fuera transformada por Él. ¡Cuánto amor y compasión por los
perdidos!
A- Cada uno se enfoca en un aspecto particular de quien Él es.
Veremos algunos ejemplos de cómo lo veían a Jesús, quien era Él. *Cuando
Jesús nació los ángeles anunciaron a los pastores: “Ha nacido para ustedes un
Salvador, que es el Mesías y el Señor”. *También Pedro le dijo a Jesús que Él
era el Mesías, el Cristo, el Hijo del Dios viviente. *El mismo Jesús decía que
Él era el Hijo de Dios y lo demostró por las grandes obras que realizó.
*También que era el Hijo del hombre. *Algunos fariseos decían que Jesús se
juntaba con los pecadores y era amigo de ellos.
2- Jesús el gran sacerdote.
A- Él es fuerte sin pecado.
B- Él era una ofrenda santa.
C- Con una vida consagrada.
El nombre Melquisedec significa “Rey justo”, pero también “Rey de paz”.
Nadie sabe quiénes fueron sus padres ni sus antepasados, ni tampoco cuándo o
dónde nació y murió. Por eso, Él, como sacerdote, se parece al Hijo de Dios,
que es sacerdote para siempre. Dios le dio la ley al pueblo de Israel. Esa ley se
hizo pensando en que los sacerdotes de la familia de Leví ayudarían al pueblo
a ser perfecto. Pero como aquellos sacerdotes no pudieron hacerlo, fue
necesario que apareciera un sacerdote diferente y ese sacerdote ¡súper
diferente, es JESÚS! Como sabemos, Él no pertenece a la familia de Aarón,
sino a la de Judá y no podría ser sacerdote ni de esa familia salir ningún otro
sacerdote, según la ley de Moisés. Pero esta ley ha quedado anulada, pues no
cambió ni hizo perfecta a las personitas y nos ha dado el mejor y gran
sacerdote JESÚS.
*Él es fuerte y sin pecado, en Él no hay maldad, ni avaricia, ni temor, ni
debilidad. Él era una ofrenda santa, pura, sin manchas, entregó Su vida, como
ofrenda y grato perfume a Dios, es por ello que lo hizo una vez y para
siempre. Con una vida consagrada totalmente al Padre. A los sacerdotes
puestos por la ley de Moisés les resultó difícil obedecer a Dios en todo. Jesús
no es como los otros sacerdotes, que todos los días deben matar animales para

ofrecérselos a Dios y pedirle perdón a Dios por sus propios pecados y luego
por los pecados del pueblo. Todo lo contrario, ofreció Su vida una vez, para
perdonar todos nuestros pecados.
Conclusión: El sacerdote que va mediar entre vos y Dios, Él ora por nosotros
ante Dios.
Oración: Que nos podamos rendir a nuestro gran sacerdote, JESÚS.
Acción: Niño: Imagen 2. Dibuja en el trono a Jesús intercediendo, orando por
nosotros.
Preadolescente: Busca los títulos aplicados a JESÚS y encierra el correcto.
Mediador, Mesías, pecador, hijo de mamá, Amigo de pecadores,
engañador, Salvador.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Lunes 19 de marzo

Un gran sumo sacerdote (Parte 1)

Lectura bíblica: Hebreos 7:26-28.
Versículo para memorizar: “Ya tenemos un gran sacerdote que gobierna la
casa de Dios”. Hebreos 10:21 (Nueva Traducción Viviente)

Objetivos que el niño y preadolescente:
 Descubra: Jesús ofreció Su vida para rescatar a muchos del pecado.
 Crea: Cristo es perfecto, sin pecado y alejado del mal.
 Ore: Desear estar en la presencia de Dios todos los días.
Introducción: El sacerdote debía todos los días limpiar y pedir perdón por sus
pecados y el de los demás. JESÚS se ofreció a Sí mismo por todos nosotros.
1- Aspectos del sacerdocio de Cristo.
A- Jesús no tiene pecado. V.26.

Tenemos un sumo sacerdote que necesitábamos: Santo, inocente, sin mancha
de pecado, no contaminado con nada ni nadie, apartado del mal y de los
pecadores. Dios lo hizo subir al cielo, y lo puso en el lugar más importante de
todos. Ningún otro sacerdote pudo decir esto, pues todos ellos eran pecadores,
como todos nosotros, pero no así JESÚS, aunque fue tentado no cedió a la
tentación.
B- Como era sin pecado, no tenía que ofrecer sacrificios por Sí
mismo, sino que pudo ofrecerse a Sí mismo como sacrificio. V.
27.

Como hemos estudiado en las clases anteriores, en la antigüedad se necesitaba
sacrificar a un animal sin mancha y sin defecto, es decir se lo debía matar,
(por ejemplo, un cordero) porque debía morir en lugar del pecador. Los
corderitos son mansos y humildes y así es nuestro gran Sumo Sacerdote.
¡Uyyy, chicos, ¿miren si ustedes hubiesen vivido bajo ese sistema antiguo de
Israel?, si pecaban debían sacrificar un corderito por ustedes. Pues la ley de
Dios lo demandaba, quien pecaba merecía la muerte. La Palabra de Dios dice
que “la paga del pecado es muerte”. ¿Pero saben algo? Esa sangre del
corderito no limpiaba de pecados a las personitas, solo hay uno que limpia,
sana, y perdona nuestros pecados: ¡JESÚS, EL CORDERO DE DIOS! que
quita los pecados del mundo. Él no tuvo que ofrecer sacrificios por Sí mismo,
sino se ofreció a Sí mismo en la Cruz, una vez y para siempre.
*Querido maestro puedes ilustrar parte de esta clase llevando un corderito de
peluche y dramatizarla.
1- Su sacerdocio es superior.
A- El sacerdocio de Cristo por encima de todos los otros sacerdotes,
es que fueron elegidos por la Ley en su debilidad, pero Él fue
elegido por juramento divino como el Hijo perfecto.
B- Su ministerio es para siempre.
Jesús fue totalmente diferente a los sacerdotes de la antigüedad. Ellos tenían
que pelear interiormente con sus propios pecados y lejos de poder hacer el
sacrificio por todas las demás personitas. Por eso el sacerdocio de Jesús es
superior, Su sacrificio fue una vez y para siempre. Además a los sacerdotes
puestos por la ley de Moisés les resulta difícil obedecer a Dios en todo. Pero
después de darnos Su ley, Dios juró que nos daría como Sumo Sacerdote a Su

Hijo, a quien Él hizo perfecto para siempre. Jesús nunca muere, por lo tanto
no tiene que ser reemplazado por nadie. No debemos tener miedo, de
quedarnos solos, como nos pasa con nuestros seres queridos (papá, mamá,
abuelos, hermanos, tíos, etc.) que tan solo pensar que nos pueden faltar, nos
ponemos tristes o nos desesperamos. JESÚS sabemos que está sentado a la
derecha del Padre, pero también está con nosotros hasta que venga a
buscarnos, no estamos ni estaremos nunca solos, pues Él vive para siempre,
para acompañarnos, guiarnos, guardarnos, consolarnos, amarnos, apoyarnos, y
nos levanta cuando estamos débiles, sin fuerzas o sin ganas de orar,
llevándonos a Su presencia para mimarnos mucho, pero mucho, porque en Su
presencia no hay necesidad de ninguna cosa. “Ya tenemos un gran sacerdote
que gobierna la casa de Dios” (Hebreos 10:21).
Conclusión: Que siempre anhelemos estar en la casa del Sumo Sacerdote.
Oración: Que cada día seamos sensibles a Su presencia.
Acción: Niño: Imagen 3.
Preadolescente: Escribe un poema o canción para dedicarle al Sumo
Sacerdote, como agradecimiento de lo que hizo por ti.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Lunes 26 de marzo

Un gran sumo sacerdote (Parte 2)

Lectura bíblica: Hebreos 8.
Versículo para memorizar: “En efecto, Cristo no entró en un santuario
hecho por manos humanas, simple copia del verdadero santuario, sino en el
cielo mismo, para presentarse ahora ante Dios en favor nuestro”.
Hebreos 9:24 (Nueva Versión Internacional)
Objetivos que el niño y preadolescente:

 Descubra: Que su vida ya no es la misma.
 Crea: Él cambió la historia de la humanidad.
 Ore: Para ser como Jesús, el Sumo Sacerdote.
Introducción: Tenemos un gran Sumo Sacerdote-Jesucristo- Él no vino para
ser igual a los antiguos sacrificios sacerdotales. Él vino a cumplirlo y a darle
fin.
1- El sumo sacerdocio de Jesús.
A- Él es la realidad, no la sombra.
B- Él cumple y da fin a todo lo viejo, abriendo un nuevo camino.
Nuestro gran sumo sacerdote, Jesús, ¿es igual a los sacerdotes del Antiguo
Testamento? ¿por qué? Él es superior a ellos en todo, por eso está sentado en
el Cielo, a la derecha del trono de Dios. Actúa como sacerdote en el verdadero
santuario, en el verdadero lugar de adoración, hecho por el Señor y no por las
personas. “En efecto, Cristo no entró en un santuario hecho por manos
humanas, simple copia del verdadero santuario, sino en el cielo mismo,
para presentarse ahora ante Dios en favor nuestro” (Hebreos 9:24).
Los sacrificios que se realizaban en el antiguo pacto, solo eran sombras,
mientras que Jesús es la realidad, nuestro Sumo Sacerdote eterno, por siempre
y para siempre. Aquí en la Tierra el sumo sacerdote debe presentar ofrendas y
sacrificios del pueblo a Dios y también Jesús tiene algo que ofrecer al Padre.
Pero el trabajo de estos sacerdotes, nos da una idea, una copia o sombras de lo
que hay en el cielo; porque cuando Moisés iba a construir el santuario, Dios le
dijo: “Pon atención y hazlo según el modelo que te mostré en el monte”. Por
ejemplo: Vas de compras con tu mami al shopping, hiper, súper, etc., y llega
un momento que sin darte cuenta no está más contigo, y comienzas a
asustarte, a tener cada vez más miedo, porque la buscas y no la encuentras,
encima no sabes hacia donde ir o dirigirte. Ves un pasillo y comienzas a correr
por él, y justo ves unas sombras que parecen a las de tu mami. ¡Qué feliz que
te sientes y ya crees que es ella! ¿Qué te parece que es mejor? La alegría de
ver la sombra ¿o tener a tu mami al otro lado de la esquina y saber que es
realmente ella? Así es cuando Jesús viene a ser nuestro Sumo Sacerdote, es el
reemplazo de las sombras con la realidad. Él es real, es el sacerdote que nos

justifica ante Dios, ora, intercede por nosotros ante Dios, pues conoce cada
una de nuestras peticiones, necesidades y tentaciones. Es el mediador entre
nosotros y el Padre.
2- Un significado importante.
A- Tuvo una connotación en el mundo espiritual.
B- Cambió nuestra historia.
Gracias al sacrificio de nuestro Sumo Sacerdote, cambió la historia de cada
uno de nosotros. A través de Su sangre fuimos redimidos, perdonados,
santificados. Él se llevó nuestra naturaleza pecaminosa, humana y nos dio una
nueva naturaleza, divina que proviene de Él.
Conclusión: El mandamiento es una relación de amor, confianza y obediencia
a Jesucristo en todas las áreas de la vida.
Oración: Que mi vida entera sea una canción de amor para ti.
Acción: Niño: En una hoja dibújate de qué manera te gustaría alabar y adorar
a Dios (tocando algún instrumento, danzando, cantando, etc.)
Preadolescente: ¿Con qué te gustaría alabar y adorar a Dios con algún
instrumento en especial, cantando, danzando?
Escribe: — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — –